EntrevistaPortadas

“Soy una emprendedora que está en constante reinvención”

Michelle Piffaut, diseñadora angelina

Han pasado 5 meses desde que la pandemia de Covid-19 se presentó con fuerza en nuestro país y una de las áreas más golpeadas ha sido la economía, específicamente el mundo emprendedor. Es por eso que conversamos con Michelle Piffaut, una connotada diseñadora angelina cuya marca nació en 2007 y que este 2020 se enfrentó al desafío de innovar, para darle continuidad a su tienda y visualizar con optimismo esta “oportunidad”, como ella califica, de renovarse y seguir creciendo.

Hace tiempo que no hablábamos con ella. Y por supuesto que muchas cosas han cambiado desde entonces. Hoy Michelle Piffaut tiene nueva casa y se le ve contenta. En sus palabras se aprecia a una mujer de carácter, con fuerza para emprender y con la firme convicción que cada paso que ha dado le continuará dando buenos resultados.

Lo primero que nos dice es que sin apoyo no se logra nada. En ese momento destaca a sus hijos y colaboradoras, quienes siempre han estado cerca de ella confiando en sus capacidades y liderazgo, y a sus clientas quienes valoran la calidez de su persona y la calidad de su trabajo. “Soy una agradecida por las personas que me rodean. Sin duda que ellas, además de mi espíritu emprendedor, han propiciado el enfoque positivo con que he visto los efectos de la pandemia. Todo pasa por algo y creo que aunque en un inicio es natural sentirse angustiada, con la perspectiva del tiempo me siento más fuerte para enfrentar el tema con inteligencia y creatividad”, sostiene.

¿En qué momento te encontró la pandemia?

En marzo estábamos impecable, preparando matrimonios, a las novias, madrinas, y de un momento a otro comenzaron a caerse los eventos por efectos de la pandemia de Covid-19. Hasta que llegamos al 18 de marzo preguntándonos ¿qué hacemos?, la verdad que fue complicado en ese momento porque además tengo a mi equipo de colaboradoras a las cuales por ningún motivo iba a despedir, ya que con el tiempo se han generado vínculos afectivos entre todas.

¿Qué hiciste entonces?

Fue ahí cuando decidí sacar una línea de ropa funcional y cómoda para darle continuidad al trabajo que veníamos realizando, aun cuando sabía que eso era solo el primer paso y que debía delinear una estrategia de reinvención de la marca Michelle Piffaut.

Estuvimos funcionando de esa manera hasta el 31 de marzo y posteriormente nos adherimos al subsidio de empleo y cerramos por 2 meses. En ese periodo comencé a hacer ventas online, ya que nuestras clientas no son solo de Los Ángeles y Biobío, sino que de todo Chile, lo que me permitió fortalecer las redes sociales, especialmente Instagram, con buenos resultados, ya que nos enfocamos en productos sport innovadores y de alta calidad.

El 20 de mayo reabrimos la tienda, trabajando media jornada, y comenzamos por entregar lo que había quedado pendiente. También recibimos a nuestros clientes con todas las medidas sanitarias de prevención (control de temperatura, mascarilla, alcohol gel), con horas reservadas y no más de 2 clientes, lo que ha funcionado bastante bien, sin contagios.

Por su parte, la peluquería también retomó sus labores, algo fundamental para nosotras, y de la misma manera que la tienda, la atención es con todas las medidas y por horas, lo que además hace más ordenado su funcionamiento.

¿Pero imagino que tus primeras reflexiones ese mes de marzo fueron súper fuertes?

Así es. Al principio casi me morí. En un primer impacto tuve que cerrar la tienda y decirles a mis colaboradoras que se fueran a sus casas, lo cual fue muy duro, exactamente lo mismo que muchos emprendedores (as) han vivido desde marzo. Aquí en Los Ángeles he conversado justamente con muchas personas que pasaron por lo mismo y que tuvieron que optar por reinventarse para mantener sus negocios. Claro que algunos rubros fueron más golpeados que otros, pero en general la situación ha planteado un desafío grande para todo el país.

En mi caso, sabía que esto no podía ganarnos y que debíamos reinventarnos de alguna forma, por eso fuimos dando los primeros pasos hacia un equilibrio que nos permitiera evaluar y definir un norte. Yo sentía el temor de la gente por venir a la tienda, por lo que, como mencioné, me abrió el camino hacia las ventas online donde a través de videollamada me contacto con mis clientas y les voy mostrando lo que tenemos en la tienda de acuerdo a sus requerimientos, conversamos sobre las tallas, los diseños, etc., sin ningún problema. Es increíble como la tecnología ha tomado un rol protagónico en nuestras vidas. Por ejemplo, para mis clientas desde los 22 a los 45 años no ha habido gran cambio porque están fidelizados con ese sistema de compra y la gente mayor se ha ido adaptando también, lo que se suma a que en este tiempo de estar más en casa, se le da dado más visibilidad a las redes sociales no solo para conectarse con la familia y los amigos, sino que para entretenerse y comprar. Esto último nos ha permitido incrementar el número de seguidores y la interacción con las personas, con consultas en detalle sobre cada producto.

¿Cómo es el proceso de venta?

Todo se hace por Instagram que es donde están exhibidos los productos, se responden las consultas de precios, tallas, medidas, telas, es decir, todos los detalles para entregar un servicio completo y cercano. Asimismo, hemos implementado un sistema de pago a través de Webpay y al día siguiente de la compra estamos despachando a todo Chile.

Otra de las novedades pusimos en funcionamiento es la venta en línea por Falabella, transformándonos en proveedores de ellos y pronto comenzaremos con Ripley. La idea es enfocarnos en una producción más masiva y no tan exclusiva.

Por eso digo que estamos bien encaminados, manteniendo nuestra línea de trabajo tradicional (vestidos de fiesta, matrimonios, etc.), que esperamos retomar con fuerza a fin de año, e incorporando elementos innovadores que con toda seguridad fortalecerán y harán crecer nuestra empresa.

NUEVA CASA

Cuando conversamos hace un tiempo me dijiste que estabas cambiándote de dirección…

Sí, lo recuerdo. Hoy estamos en nuevas dependencias en una casa que es completamente diferente, más amplia y acogedora. El primer piso consta de peluquería, manicure y tienda con nuestra marca exclusiva en productos hechos con telas más ecológicas, de texturas amigables, fácil lavado y sin perder diseño (suéteres, chaquetas, polar, pantalones, beatles), y una amplia variedad de otras marcas de prestigio tanto en vestuario como calzado. En el segundo piso está ubicado el atelier de diseño que es donde se realiza el proceso creativo y de confección.

Al respecto, una de las innovaciones es que tenemos calzado de hombre y esperamos incorporar a futuro ropa para ellos. Esto porque nos dimos cuenta de la necesidad que existe en los varones por vestir bien.

¿Qué es lo más solicitado?

Suéteres, chalecos, pantalones jogger tipo buzo, casuales y con detalles entretenidos. Nadie quiere andar empaquetado. Hoy lo que la lleva es la comodidad.

¿Cómo te proyectas?

Hay que estar conscientes de que esto llegó para quedarse y tenemos que ser ingeniosos y creativos al respecto. La idea es saber adaptarnos y seguir adelante. Las reuniones de trabajo, las compras, el estudio, la verdad es que en todos los ámbitos de la vida esta nueva realidad incide, lo clave va a ser la capacidad que tengamos como sociedad para adaptarnos y transformar en una oportunidad lo que en un principio fue negativo.

Ser emprendedor para mí es estar constantemente reinventándome y para ello la familia y tu equipo de colaboradoras son la principal motivación.

Creo que, a mediano plazo, tenemos que fortalecer mucho más las ventas online que son el futuro ya que el mundo digital sin duda será la plataforma sobre la que se realizarán las compras. Michelle Piffaut seguirá ese camino y ya está trabajando para hacerlo cercano, cálido y siempre innovador. Y mirando más a largo plazo estoy segura que este tiempo será una gran lección para todos en el sentido de saber que no nos podemos quedar siempre en lo mismo, debemos ser valientes y renovarnos constantemente, ya que como siempre digo, nuestra mayor preocupación es la persona, lo que necesita y lo que la hace ver bien. Todas tienen algo hermoso que mostrar y como diseñadora trato de rescatar eso en nuestro trabajo.

Dirección: Los Notros 411, Los Ángeles

Horario de atención continuado: Lunes a sábado de 10:00 a 14:00 horas (horario pandemia) / Desde el 1 de septiembre de 08:00 a 19:00 horas

Teléfono: 43-2317690

Envíos a todo Chile

michellepiffaut@yahoo.es

Instagram: @michellepiffautr

Comentarios
Mostrar más
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar