columnasLo nuevo

TRASTORNO ESPECÍFICO DEL LENGUAJE, UN CAMINO DE SUPERACIÓN CON AYUDA PROFESIONAL DE CALIDAD

Camila Espinoza, fonoaudióloga

Las escuelas de lenguaje son establecimientos que atienden a menores en edad preescolar a partir de los 3 años hasta los 5 años 11 meses, los cuales tras ser diagnosticados por la fonoaudióloga se  determina  si presentan el Trastorno Específico del Lenguaje (TEL), ya que no es consecuencia a ningún déficit intelectual, motor ni sensorial.

El Trastorno Específico del Lenguaje (TEL) es una de las incapacidades más comunes durante la niñez, que afecta aproximadamente del 7 al 8 por ciento de los niños en su infancia y que si no es trabajado a tiempo, su impacto puede persistir en la edad adulta.

Los (as) niños (as) pueden ingresar desde nivel medio mayor  y su permanencia estará determinada por la superación del trastorno del lenguaje, respecto a la terapia fonoaudiológica y el apoyo que reciben por parte de la educadora diferencial en sala, al menos una vez por semana, el cual según los avances obtenidos y tras reevaluación a fin de cada año, se determina si existe o no superación del Trastorno Específico del Lenguaje. Si la respuesta es positiva los (as) niños (as) egresan de la escuela y deben continuar su educación en un establecimiento de educación regular. En caso de no superar el trastorno del lenguaje, los (as) niños (as) deben continuar su educación en un establecimiento de educación regular que cuente con Programa de Integración Escolar (PIE) para continuar con el apoyo fonoaudiológico por medio de terapias.

En el Colegio Veinte de Agosto orientamos a los apoderados para que los (as) niños (as) continúen en la escuela hasta superar su Trastorno Específico del Lenguaje (TEL) y le brinden el apoyo necesario en el hogar, ya que sin estos soportes se pueden presentar consecuencias en su desempeño escolar posterior, lo que se refleja en dificultades en la adquisición del proceso de lectoescritura y comprensión de enunciados matemáticos, así como en demás asignaturas, ya que el lenguaje es transversal a todas. 

Camila Espinoza

Fonoaudióloga Colegio Veinte de Agosto

 

 

Mostrar más
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar