columnas

CARABINEROS EN LA NUEVA CONSTITUCIÓN

Natalia Reyes Lobos - Abogada

Una Constitución debe consagrar y regular aquellas instituciones fundamentales, permanentes e inmanentes de un Estado. Carabineros de Chile es una de esas instituciones y debe estar en la nueva Constitución.

A través de Carabineros, el Estado de Chile cumple con una de sus funciones más básicas, relevantes e indelegables, que es resguardar el orden público y dar protección a su población. Para ello, dispone del monopolio legítimo del uso de la fuerza. No existe Estado en el mundo que no responda a esta finalidad, de hecho, precisamente fueron creados para proveer orden, es la razón de existencia de todo Estado.

La institución de Carabineros de Chile ha dado cumplimiento a este deber desde su creación en 1927 y a lo largo de sus 93 años de existencia. Es decir, forma parte del ADN de nuestra historia constitucional moderna.

No obstante lo anterior, hoy vemos cómo la institución ha pasado, en pocos años, de ser una de las más valoradas por la opinión pública, a ser continuamente objeto del desprestigio social.

Aquello obedece a distintas concausas, todas complejas en cuanto a sus raíces. Por un lado, el prestigio de esta institución fue utilizado con fines políticos, su dependencia al Ministerio del Interior produce el efecto de supeditar Carabineros al gobierno de turno y a fines cortoplacistas. La asignación de una suma de funciones (control de medidas de protección, cautelares, penas sustitutivas, cumplimiento de órdenes judiciales, cobertura policial en el plan cuadrante, etc.) sin dotación de las necesarias herramientas, tanto en infraestructura como en capital humano, impiden que Carabineros tenga una capacidad operativa real de responder a esta sobredemanda. Por otra parte, en el último tiempo todo conflicto social ha tenido como primera línea de imputación a Carabineros, ya que es la cara visible del Estado, es el sujeto perfecto -por su abstracción- para responsabilizarlo de la mediocridad política que ha imperado en todas las esferas relevantes de un Estado.

Muchas instituciones de nuestro Estado tienen una responsabilidad palpable en el actual deterioro de nuestra democracia. La ausencia de dirección política es indiscutible pero también instituciones encargadas de la dirección exclusiva de la persecución penal, de juzgar, de rehabilitar, como Fiscalía, Tribunales de Justicia, Sename, son invisibles en la asunción de las cuotas de responsabilidad que detentan.

En dicha línea, con cierta ambigüedad, conveniencia e hipocresía, la institución de Carabineros de Chile ha sido alzada como sujeto responsable perfecto de conflictos que nuestra sociedad no ha sido capaz de resolver. Tal es el caso del estallido social y la Araucanía.

Carabineros de Chile requiere un compromiso de Estado, serio y responsable, en post de su perfeccionamiento, como toda institución humana, reconociendo que los conflictos que ha debido enfrentar obedecen a causas que sobrepasan sus posibilidades de acción y responsabilidad. En ese sentido, Carabineros es y seguirá siendo una institución fundamental del orden público nacional en la nueva Constitución.

Natalia Reyes Lobos – Abogada

 

Mostrar más
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar