Columnacolumnas

El médico me dijo que tenía cefalea… ¿qué es eso?

Eduardo López - Neurólogo

La cefalea es un síntoma y no una enfermedad, es dolor de cabeza. Las cefaleas se dividen en primarias, es decir, donde el dolor de cabeza es la enfermedad principal y secundarias donde es un síntoma de otra enfermedad.

Las cefaleas primarias se clasifican en cefaleas vasculares, tensionales y otros dolores, que no son propiamente cefaleas, como las neuralgias o dolores de nervios.

Las cefaleas vasculares se caracterizan por dolores pulsátiles, habitualmente hemicráneas, donde las más frecuentes son la migraña o jaquecas, que son dolores de carácter pulsátil de predominio hemicráneo que se da en crisis de 2 horas a 3 días, con síntomas gastrointestinales como náuseas, vómitos o solo un malestar que quita el apetito, y actualmente también se acepta la presencia de cuadros diarreicos. La principal clasificación de las jaquecas es con o sin aura, un malestar de distorsión de la función cerebral transitorio al inicio del dolor, habitualmente de origen visual, con centelleos, zigzag luminosos, borramientos o incluso pérdida transitoria de visión. Otros tipos de aura menos frecuentes son vértigo, trastorno del habla, temblores, y en menor medida, adormecimiento o pérdida de fuerza, estos últimos síntomas son los que más preocupan porque cuesta diferenciarlos de un inicio de ataque cerebral. Las jaquecas tienen una fuerte predisposición genética, y se caracterizan por tener desencadenantes  habituales, como luces, estrés, algunas comidas, y en caso de las mujeres, los cambios hormonales, que explican justamente la razón por qué las mujeres en edad fértil tiene más incidencia de jaqueca que los hombres.

Las cefaleas tensionales, que se confunden frecuentemente con las de origen nervioso, se refiere a cefaleas producidas por aumento de tono y contracturas musculares, en áreas fronto-occipitales, biparietales, occipito-cervicales u holocráneas. El factor desencadenante principal es la tensión nerviosa, pero no es el único, en especial si se presenta con trastorno de sueño, causa frecuente de la fatiga y contractura muscular cervical. Otra causa habitual son las patologías degenerativas de la columna cervical con contractura paravertebral. Es más prolongada y menos invalidante que una jaqueca.

Otra cefalea vascular con características especiales es la cefalea en racimo, una cefalea intensa en episodios repetidos en un corto periodo de tiempo, una a dos semanas, que se mantiene latente por periodos prolongados de semanas, meses o incluso años. Se cree tiene relación con una disfunción de la regulación automática de algunos neurotransmisores cerebrales como la dopamina y la histamina.

Se le llama cefalea mixta a los casos donde se mezclan, y muchas veces se agregan, molestias de tensión muscular a dolores característicos de cefalea vascular tipo jaqueca, acentuando las molestias y aumentando los días de dolor mensual habitual.

Cuando pasa esto, una cefalea que  hay que tener presente es la cefalea crónica diaria por abuso de fármacos, habitualmente la complicación de una cefalea primaria tipo tensional, vascular o mixta, complicada por abuso de drogas de tipo alcaloide como la ergotamina de los fármacos  tipo «migra» u otros analgésicos de uso frecuente, donde puede caer cualquiera, incluso el paracetamol o la aspirina. Es por eso que se debe consultar por una cefalea habitual que cambia de carácter y no automedicarse.

El último grupo de dolores primarios son las neuralgias que siguen el trayecto de un nervio, se caracteriza por un dolor neuropático como ardor, quemazón, clavadas, y habitualmente tiene puntos dolorosos, algunos en los lugares de compresión. Estos dolores comunes son asociados a dolores tensionales intensos que comprimen los nervios con contractura de los músculos vecinos o de causa idiopática (sin causa conocida). Son frecuentes las neuralgias del trigémino o algunos de sus ramos como el supraorbitario desde el borde de la ceja, y el ramo aurículo temporal detrás de la articulación temporo mandibular hacia el área temporal, delante de la oreja. Otra neuralgia frecuente es la neuralgia occipital, detrás de la oreja, causada por la compresión de músculos cervico-occipitales de los nervios occipitales.

Eduardo López
Neurólogo
http://doctoreduardolopez.blogspot.cl/

Comentarios
Mostrar más
Botón volver arriba
Cerrar
Cerrar